Comienzan las llamadas telefónicas y la actividad de las personas encuestadoras con pacientes diabéticos en proyecto CEAD

By 7 julio 2020 Noticias

Debido a la pandemia actual del COVID19 y a las restricciones y limitaciones de movimiento, se ha modificado la metodología de recogida de datos en algunas actividades de campo del proyecto CEAD. Para ello, se han contratado a personas encuestadoras con formación en ciencias de la salud y/o ciencias sociales, y con experiencia en realización de encuestas poblacionales, trabajos de participación ciudadana, así como prevención y promoción de la salud para proceder a recoger los datos y la información necesaria a través de llamadas telefónicas con pacientes diabéticos en Quito.

En las últimas semanas se realizaron sesiones de capacitación a estas personas encuestadoras, abordando y formándoles en puntos clave para la realización de este trabajo, como la ética de la investigación, la importancia y necesidad del consentimiento informado, así como la grabación del mismo, el manejo y la confidencialidad de los datos y el uso y manejo de la aplicación kobotoolbox, donde se recoge y almacena la información recogida de las personas participantes.

En los últimos días se inició la actividad de estas personas encuestadoras y se comenzaron a realizar las llamadas para la primera tarea que consiste en la validación del cuestionario Diabetes Health Profile- 18 (DHP-18), instrumento que evalúa la calidad de vida en pacientes diabéticos y que se usará en la fase posterior de cohorte dentro del proyecto CEAD. A través de los clubs de pacientes diabéticos se facilitaron los contactos de personas diabéticas y se procedió a contactar a las seleccionadas para pedir su participación voluntaria en caso de cumplir los criterios de inclusión establecidos.

La labor de las personas encuestadoras está siendo de vital importancia para continuar con la recogida de datos y el contacto de las personas participantes, su conocimiento del territorio y su dominio lingüístico y cultural facilitan la interacción con las personas. Hasta el momento se han realizado más de 100 entrevistas con una duración mínima de 30 minutos y máxima de 45 minutos, donde se explica el estudio y el consentimiento informado y tras la aceptación voluntaria y consiente de la persona se recogen sus datos sociodemográficos y clínicos y la información necesaria para la validación del DHP-18. Para poder acceder a las personas se están realizando llamadas en diferentes momentos del día y la semana, incluyendo los fines de semana, para garantizar el acceso a las personas con dificultad de contacto entre semana debido a motivos laborales, por ejemplo.

En el caso de la prolongación de la situación de pandemia por el COVID19, la actividad de las personas encuestadoras continuará también para realizar entrevistas semiestructuradas con el objetivo de recoger información cualitativa de la percepción de las personas participantes sobre el impacto de la pandemia en el manejo de diabetes y/o hipertensión y la desigualdad, teniendo en cuenta el nivel socioeconómico y la perspectiva de género. A su vez, probablemente, las entrevistas para la cohorte también se realizarán por vía telefónica, para recoger información de pacientes diabéticos sobre sus características sociodemográficos, calidad de vida, apoyo social y adherencia al tratamiento.